martes, 6 de diciembre de 2011

Empuña el boli
y el autobús empieza a temblar
como si no quisiera que escribiera.
Pero escribe.
Sabiendo que con ese poema
no logrará que vuelva.
Que ni con todo un poemario
conseguiría hacerla volver la vista atrás.
Puede que prestara atención,
se vistiera para la ocasión
y se viera en cada salto de renglón
-poco más-
El autobús frena
y aprovecha la calma para poner tildes.

Escribe
"anoche me hice una paja a corazón abierto"
y se gusta en la lengua sucia,
llena de barro.
Mira por la ventana de su derecha
los taxis que van más despacio buscando clientes.
Se le licua el cerebro
y afirma haberse tirado de cabeza a la cama,
queriendo salir empapado de ella.
Pero la cama estaba vacía,
ha saltado en lo bajo
y tiene la cara llena de azulejos.
Una señora con un carro de bebé
demora que se retome la marcha.
Cierra el cuaderno,
muerde un extremo del boli
hasta aqui ha llegado.
Esta es su parada.

viernes, 2 de diciembre de 2011

Dice la tele que hay que odiar a las ex.
Pero yo las quiero tanto...

jueves, 24 de noviembre de 2011

Originalidad.
Intimidad.
Dos conceptos sobrevalorados.

Cuanto más mayor me hago
más daño me hace darme cuenta de esto.
Una verdad colectiva
que parte en dos.
El cuchillo se calienta según me voy convirtiendo en mantequilla.
Llega el sabor del metal
que transforma la alegría en envidia.

Regusto de prisa, de impaciencia.
Noto la arena del reloj resbalar entre mis dedos.
(su Ipod en la guantera, casi sin batería,
anámnesis que me ata a la cama de cuando en cuando,
termino de menstruar)
No me percato del radar
ni de que ya he pasado por aqui y no he aprendido nada
como quien lee y no se entera de la acción porque está pensando en las facturas.

Mire doctor
me duele aqui y aqui.
No me diga que tengo el dedo roto.
Cúreme,
pago mis impuestos.
Sáneme esta envidia.
Fólleme.
Recéteme a sus amigos.

Originalidad.
Intimidad.
Dos conceptos sobrevalorados.

Sobre el daño que hace conocer.
Teresa Herranz de Villanueva.
Madrid 2010.

sábado, 19 de noviembre de 2011

¡Virgen santa!
¿es que no hay nada que Muddy Waters no arregle?

viernes, 18 de noviembre de 2011

Io svegliato
tu ubriaca.

jueves, 10 de noviembre de 2011

A los pianistas,
de niños,
se les enseña a caer
con las manos
a la espalda.

lunes, 7 de noviembre de 2011

Mezclaba botones con ojales
y se me ponía dura.
Al resto del mundo
le sucedía lo contrario.

miércoles, 2 de noviembre de 2011

Miro atrás y las veo.
Corriendo entre la gente en conciertos de punks,
liando porros por el placer de verlos perfectos,
bebiendo calimocho
y durmiendo en tiendas de campaña.
Ayer estaban probando el martini con limón por primera vez,
si el bolsillo lo permite esta noche habrá whisky.

"Nunca escuché un barco aunque vivía cerca del puerto"
y después de esto se ponía triste,
fumaba sin parar y me miraba suplicándome
que no hiciéramos el amor.

Mis amigos sospechaban.
Mi familia sospechaba.
Mi perro me miraba en silencio
pero no decía nada.

Qué barato, que simple, que sencillo es aceptar.

Ingenuo de mi que pensaba que las raíces cuadradas eran difíciles.

Muera la biología, la teología, la astronomía y la física.
¿de qué servís si no explicais, preveis, advertís?
No muere la geografía
si mueren los exploradores
porque no hay rincón de la Tierra
que no haya sido guardado en un mapa.

Destápate un hombro en un congreso de topógrafos.
(y quizá hagas que revienten de alumnos las facultades de filosofía)

El perro me mira,
ladra,
estoy acabado,
él también lo sabe.

Je ne suis plus
un poète.
Se duerme en las películas
pero se entera de todo.
Y se baja más películas.

jueves, 20 de octubre de 2011

El mayor espectáculo del mundo
se ha tapado con mi manta.

lunes, 17 de octubre de 2011

Los canutos
mal liados
suben igual

sábado, 15 de octubre de 2011

Echo de menos que Rocío Jurado abra las galas de Nochevieja

viernes, 14 de octubre de 2011

Yo quería cultivar chilis de manicomnio guatemalteco.
Pero para eso había que estar en Guatemala.

lunes, 10 de octubre de 2011

Recuerda este momento, porque es probable que nunca más lo vayas a vivir.

Ruben dixit, y no lo volví a vivir.

martes, 4 de octubre de 2011

Creo que te conozco
y sin embargo
no se como se llamaba tu colegio

domingo, 2 de octubre de 2011

Cada vez veo más necesario que nos emborrachemos
y cada vez veo los bares más cerrados.

jueves, 29 de septiembre de 2011

Que lejos estaban las ciudades que no aparecían en los mapas
porque todo el mundo sabía que estaban ahí.
Y mira ahora.

Nos hemos perdido.

sábado, 24 de septiembre de 2011

No le daré importancia,
pero hace bastante tiempo
que no me sale una línea.
Bastante tiempo.

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Mamá intuye
las llegadas.
Coliflor
para cenar.

domingo, 11 de septiembre de 2011

Otro indicio corrobora
los pasos que estoy dando.
Las exnovias de mis amigos
me caen mejor que sus novias actuales.

Mierda

domingo, 4 de septiembre de 2011

Por un momento
parece que el reloj se para.
la aguja de los segundos
avanza menos con cada tic,
retrocede con cada tac.
Es exponencial y
quizá un día
me parezca que está parada
pero imperceptiblemente
se moverá
-tic-
-tac-

Algunas veces pierdo la fe.
Pero sé que vas a estar ahí
para decirme que ha pasado el tiempo,
aunque no me haya dado
cuenta.

Que la aguja se mueve
aunque yo no la vea.

-tic-
-tac-

Quizá cenemos algo especial
el uno de diciembre,
para celebrar que la aguja
lleva ya un año frenándose.

-tac-


martes, 30 de agosto de 2011

algo habia que decir

miércoles, 24 de agosto de 2011

Me apetece destuir el planeta tierra contigo
aunque sea de broma.

martes, 16 de agosto de 2011

Borracho como un poeta que ha cobrado.

sábado, 13 de agosto de 2011

El mensaje
la respuesta
la espera
la espera
la espera
el puntito verde
el teclado
el mensaje
la respuesta
la pantalla
la respuesta
el teclado
la respuesta
la pantalla

viernes, 12 de agosto de 2011

Seguro que fue de esas niñas que creen en lo que la profe dice
porque es guapa, lista,
ata los cordones mejor que mamá
y su novio la recoge en moto a la salida.
Seguro que la habría odiado.

Teresa Herranz de Villanueva






No ha caído una sola gota
aun
pero la tierra tiene tanta sed
que ya empieza a oler
a mojada

sábado, 6 de agosto de 2011

S o r p r e s a

jueves, 4 de agosto de 2011

Las tortugas llevan milenios queriendo gritar.
Antes podían.

miércoles, 3 de agosto de 2011

Hace unos días crucé unos railes.

Podría haberlos seguido y
me habrían llevado a una estación
-a un poco de agua,
un cajero automático-

Ahora que los he perdido de vista,
me jode estar buscando un aeropuerto
-con su tienda de tax free-

 Maldito el día en que juré
regalarte un frasco de tu perfume.

jueves, 28 de julio de 2011

También se llama a los arquitectos
cuando se quiere derruir algo.
Nadie en la facultad de caminos
tiene idea de lo que está por venir.

Yo.

S o l o .
-pero no solitario-

Ni todo el colegio de arquitectos
podrá tirarme abajo.
Los ingenieros deberían
haber empezado a pensar
hace mucho tiempo
para si quiera
intuir
que
yo
guardo secretos.
Aceras con peaje,
desde su habitación
a mi casa
(el más pequeño)
la fórmula
de la cúpula
perfecta
(el más complicado)
la sala
con la mejor acústica
para los besos
(el más grande)
yla proporción
de las emes
en su
c   a   l   i   g   r   a   f   í   a   .
(el más bello)

Yo lo comparto con vosotros,
os enseño los planos,
no más.
Pero no se lo digais
ni a ingenieros
ni a arquitectos.
Son mentes fértiles
para la envidia,
y mentes expertas
en demoliciones.

miércoles, 20 de julio de 2011

Llegados a una edad
los peluches son cojines
disfrazados de animales
pero animales al fin y al cabo.
Uno se da cuenta de esto
después,
quizá tarde,
tal vez mañana,
quien sabe si después de morir.

Se llega a un punto
en el que el caviar te gusta,
distingues el champagne
del cava caro
y las ciudades de tu vida
se convierten
en ciudades de una vida pasada.

Se termina por no envidiar a los gatos,
no envidiar a los mayores
y envidiar a los niños,
sus ojos inexpertos,
su timidez ante el extraño,
su absoluto desconocimiento
del daño que hace conocer.

Bebo alcohol,
fumo,
me drogo,
cojo aviones solo,
sé nadar sin manguitos,
mi bici no tiene ruedines,
hablo tres idiomas.

Hasta aqui me han traído las prisas.

martes, 19 de julio de 2011

Se lo pedí a Dios,

pero andaría esuchando a algún torero.
Porque no
sucedio

nada.

domingo, 10 de julio de 2011

-Hola ¿Qué tal?
-Esfúmate, zorra.

lunes, 4 de julio de 2011

han llamado las chinches
que donde andas



pobres

jueves, 30 de junio de 2011

I

Para esto quería escribirte,
poema,
para estar seguro
de esto
de lo otro
de lo de más alla´
y de que no vas a ser mejor
que lo peor que haya escrito,
ni peor de lo que escriba mañana.

Sea quizá esta salida al tedio
un prólogo,
un punto final,
o una ilustración en blanco y negro
del retrato del autor
que se percata de que
ha estado en su cenit
y no se le ha ocurrido
sacarse una foto
estando arriba.
Mirando hacia abajo
los versos escalados
tan estériles de luz
y rimas consonantes.

Confieso, poema
-ahora que te afilas
los borde de la hoja
que te da la vida-
que tus padres flotan
y vivo atados a ellos
dispersos en un mar
montando las mismas olas
que mi yo
todavía imberbe.
Olas que
-aunque toda la vida
penseé que no-
hoy me dejan en esta playa.

Y me encuentro
con el miedo
que tiene el diablo
amanazado por Jesús
empuñando un tenedor de plástico.
Que no teme el arma
sino la mano que lo empuña.

No sé si lo que queda
por venir
tiene barba
y una herida en el costado.
Solo sé
que tengo un bolígrafo
y pienso utilizarlo en defensa propia.
Si no quedara más remedio
me defenderé
y te escribiré, poema,
en la espalda más desnuda del mundo.
Donde nacen
las mejores flechas
contra el futuro
y el pasado.

miércoles, 29 de junio de 2011

Empieza tu sombra
en tus pies
y da la vuelta al mundo.

domingo, 26 de junio de 2011

Una vez gané un concurso de poesía
en el que uno de los participantes
habia copiado un poema de Neruda.
Me sentí el puto amo del mundo.
"Mi madre, la única mujer que he amado"
en tu cabeza rapada llevas tatuado.

Kortatu - "Tatuado"

jueves, 23 de junio de 2011

Nuestros colchones son una mierda.
Pero el suyo viene con ella incluída.

martes, 21 de junio de 2011

Si mi sustento estuviera supeditado a lo que escribo, estaría mucho más delgado.
Entre el querer y el poder
hay una relación causal
dominada por las líneas aéreas low-cost.

Yo quiero quedarme a
dormir esta noche contigo
y ellas tienen el poder de que no pueda quedarme
-por ejemplo-

viernes, 17 de junio de 2011

Say goodbye to semicircular walls.

jueves, 16 de junio de 2011

Me matan las poetas suicidas.
Las que meten la cabeza
en hornos de gas, para,
por fin,
amueblársela.
Las que aprenden
a bailar en los ríos
con los bolsillos
llenos de piedras.
Las que encuentran
un sendero cuesta abajo
detrás de una ola
y leen en las caracolas
su futuro.
Hay que amar mucho la vida
para morir así.
El poeta
prefiere
la muerte
de las
alturas
de los
vértigos
de los
vacíos
de la
gravedad.
Ama la muerte
en un coche
de color blanco,
y la muerte lo
quiere borracho
en el fondo de las botellas,
en el fondo de los callejones.
Quizá en el final
de los cuchillos
o el final
de las sogas
con formas
de postrera corbata.
Hay que amar mucho a la muerte
para vivir así.

lunes, 13 de junio de 2011

Cuando conduzco,
me parece que lo hago
por las carreteras
que se ven desde los aviones
cuando estoy aterrizando.

viernes, 10 de junio de 2011

Un día de estos va a haber más borradores que entradas...

jueves, 9 de junio de 2011

No sé como puedo estar estudiando después de todas las ostias que me he dado en la cabeza.

martes, 7 de junio de 2011

andando por la calle
esquivo a la gente
dejando el espacio
que ocuparía
hecha un burruño en mi costado

lunes, 6 de junio de 2011

Suerte
es no tener que cambiar
tu apellido
por el mio.
O estar vivos al mismo tiempo.

domingo, 5 de junio de 2011

Crece.
Da sombra
y fruto.

viernes, 3 de junio de 2011

A veces me descubro
pensando en el coseno
del ángulo de sus piernas
y se descubre los senos
y me voy por la tangente
y hacemos arder las matemáticas
las palabras esdrújulas,
las cremalleras
y los cordones
a tresmilkilómetrosdeputadistancia

miércoles, 1 de junio de 2011

Está en las cosas que dan luz.

domingo, 29 de mayo de 2011

Ganas de Andorra
- In the case of a wafer, it sure is it would give me the same harm that would resultbike than I did when I was small I liked?

The seller of bikes do not know what to say. I had never heard "would result


Traductor de Google sale del paso como puede. Vol.III
- En el caso de una ostia, que seguro me daré ¿se haría el mismo daño la bici que condujere que el que me hacía yo cuando de pequeño me caía?

El vendedor de bicicletas no sabía que decir. Nunca había oído "condujere".

jueves, 26 de mayo de 2011

siempre me he fiado
de los médicos
nunca
de sus manos

lunes, 23 de mayo de 2011

Exijo gratuidad
para las despedidas.
0,55 me parece un abuso.

miércoles, 18 de mayo de 2011

Ven,
nube,
rómpete en la estepa de mi cama.

martes, 10 de mayo de 2011

- ¡Yo no he sido profe!
-¡claro! tu nunca haces nada!

lunes, 9 de mayo de 2011

El otro día se lo decía a Samuel.
"Ya no hago una mierda. Hace tiempo que no veo una película, no me ha vuelto a dar por explorar música, leo libros que ya me he leído y si lo que escribía antes no valía una mierda ahora vale menos"
Hoy he cerrado mi perfil de tuenti.
Me estoy haciendo mayor.

domingo, 8 de mayo de 2011

¿quien te ha visto la espalda para decirte que es blanca?

martes, 3 de mayo de 2011

No hay en el universo,
ni en el continuum,
ni el espacio
ni el tiempo
necesario
para separar
lo que Bukowsky unió.

lunes, 2 de mayo de 2011

Abrir cervezas,
y abrirte las piernas
para que me cierre
en banda.

viernes, 29 de abril de 2011

Ya no se gasta la pintura
de los columpios
ni los toboganes.

lunes, 25 de abril de 2011

Google me tienen frito
-mierda-
con sus anuncios
de "Ropa Punk".

Ya no soy un adolescente.

sábado, 23 de abril de 2011

El castigo favorito
de mis profesores
era el segundo turno
del comedor.
Alli me colocaban
a poner servilletas
en cada bandeja.
Creo que a los profesores
les gustaba dejarme ahí
para que fuera la cocinera la que me vigilara.
Así ellos tenían más tiempo
para vigilar a otros niños
que habían sido más malos que yo.
La cocinera era mi madre
y las explicaciones en el coche
se alargaban hasta que llegaba a casa.
Llegó el momento en el que
en ese tramo de cinco kilómetros
era sólo yo el que hablaba.
Mi madre se cansó antes que yo
de la misma historia de siempre.

Poco después comprendí
que ser un chico malo me había beneficiado.
Poner servilletas durante
c u a r e n t a  i n t e r m i n a b l e s  m i n u t o s
me preparó para vender cafe
o para empaquetar jabones
durante ocho horas al día
-tres mil jabones lavan
muchas más manos de las
que se ensucian en un día-

Nunca me tocó ser el niño
que recibía una servilleta
con el logotipo del colegio.

Pero cuarenta minutos,
o ocho horas,
o cuatro,
no son
nada
con
sus
14.

Y
nada
me ha
preparado
para el trabajo
que me va a suponer
querer el resto de mi vida.
Pero
me va
a costar
menos que
tener que poner
un trozo de papel
doblado sobre sí mismo
en una bandeja de madera.
Alguien se ha chivado
de que tengo una vieja
máquina de escribir
esta en casa de
la madre de mi madre
pero hace doce años
que no escribo en ella
llegó un día
en el que la cinta ya no tenía tinta
poco después
llego Eurosport
a casa de mi abuela
y lo de escribir
me dejo de llamar
la atención
Hoy lloran los costaleros.
No hay virgen que los consuele,
ni cristo que les pueda consolar.
Son frías para el consuelo
las tallas barrocas.
Debe de doler más
irse a casa con la espalda perfecta
que con ella siendo un manojo
de contracturas.
Yo les entiendo.
También habría llorado,
de no haberme vuelto a casa,
sin los efectos secundarios
de dormir dos en una cama
de noventa.

lunes, 18 de abril de 2011

A los asientos de Ryanair
les crecen espinas
según se alejan
del lugar de donde te traen.

viernes, 15 de abril de 2011

Yo sabía que no podía ser perfecta
-que era imposible,
que dios es invisible,
que los prerrafaelistas están muertos-
Hay, en el azar,
algo de matemática,
y en Laplace,
algo de divertido.
Podría haber tenido
-su mancha en la pierna-
forma de libro,
de manzana,
de país,
-Hungría, Sudán, Nepal-
pero le tocó ser mancha de café.
Desayuno gratis, si,
para quien llega
tan debajo de su falda.
No se para que cojones me pongo las botas nada más levantarme si tú todavía no te has despertado del todo

jueves, 14 de abril de 2011

I want my Dodo egg!

Saatchi Gallery, 13 April 20011

martes, 12 de abril de 2011

Hay quien no te perdona que te hayas marchado,
pero es porque no saben lo que aquí te estaba esperando.
Habrá quien no perdone que me marche,
pero es porque no saben que tú me estarás esperando,

viernes, 8 de abril de 2011

No me importa que me obliguen a leer
las mismas revistas que lee la muerte
aburrida de ser muerte.
El contrabando de calipos no es un negocio rentable,
por ello trafico con otras cosas.
La trata de blancas se me da bien
aunque termine tratándome ella a mi.
Pero para ello
hay que leer
las mismas revistas
que lee la muerte
en los aviones.
Al leer lo que escribió hace 5 años, el escritor de verdad no puede evitar decir que entonces era una completo gilipollas

miércoles, 6 de abril de 2011

¡Sollerod fascista!
Gritaba uno de los personajes principales en la película "Los Idiotas" (Idioterne) de Lars von Trier.
Eso me gustaría gritar a mi en Pozuelo,
y que me tuvieran que llevar a rastras
al almacen.
¡Burgueses de nuevo cuño!
¡La clase no la compra vuestro mercedes!
¡Fascistas, las sonrisas son gratis!
¡Neoconservadoras de mierda,
me la pelan vuestras putas permanentes!
¡Tus putas gafas de Prada
no te dejan ver que eres subnormal! ¡quítatelas capullo!
Si has aparcado encima de la rotonda
¡te jodes por zorra!
¡No te pienso atender con prisa
porque  tu prisa es tuya
y no quiero nada tuyo!
¡Y cuelga de una puta vez maleducado que estás hablando conmigo!

ojú, que bien me he quedado.
Voy a ver si educo a alguien
(¡O si me educan a mi, que de todo hay!)
Apuéstalo todo al rojo,
yo lo apuesto todo al cero.
Nadie sabe como
pero vamos a ganar los dos.

martes, 5 de abril de 2011

Acaba de entrar la primera mosca del año.
Solo ella será bienvenida.

lunes, 4 de abril de 2011

Llevo la petaca llena,
escondida en una bufanda
que la primavera está dejando en ridículo.
Llena de kilómetros negativos.
La abro todas las noches.
Todas las noches se me olvida cerrarla.
Todas las noches alguien me la cierra.
Alguien tiene la misma petaca,
y la abre para venir y cerrar la mía.
Calculo que el domingo se me vacía
y tendré que ir a la fuente y volverla a llenar.

domingo, 3 de abril de 2011

es dificil ver a la reina, salvo que seas un oso panda o el rey

sábado, 2 de abril de 2011

Mama, no te vayas de comida con las compañeras del trabajo.
Tengo algo importante que decirte.

miércoles, 30 de marzo de 2011

La dejaron sin pintar
y ella se pintó de blanco.
La corona vino después.

martes, 29 de marzo de 2011

De Marcelino Pan y vino
a los Ninis
pasando por Joselito.

lunes, 28 de marzo de 2011

Mucho tiempo después
una bici volvió a ser
el mejor regalo que me han hecho en la vida.
He ido a hacer la compra.
Sin semáforos
Y además he tenido que hacer uso del timbre
-ring, ring-
y todos me han mirado.

viernes, 25 de marzo de 2011

¡que se jodan los que saben que follamos!
No me da pena que sepan que nunca podrán hacerlo como nosotros.

miércoles, 23 de marzo de 2011

¿Qué me está pasando?
Ayer declaraba la República Independiente de mi Casa
¡Y ya quiero tener reyes de ella!

lunes, 21 de marzo de 2011

Y como las botas
también lloran los cepillos de dientes.

martes, 15 de marzo de 2011

Y ahí estaba yo.
Despertándome contigo
y sin poder ver lo que estaba escribiendo en el teclado.

domingo, 13 de marzo de 2011

Verte dormir
me deja sin palabras.

sábado, 12 de marzo de 2011

Salí del trabajo. Me fumé un cigarro con los nuevos compañeros pensando en que tenía que volver a casa y aquello me cansaba. Terminé el cigarro, me despedí y me encaminé al metro. Cuando llegué al anden un luminoso anunciaba la inminente entrada en la estación de un tren. Pensé que vendría a reventar, sábado, diez menos algo.
No me equivocaba.
Me puse una gafas que no me hacían falta pero me hacían mejor persona. Abrí el libro para que aquello se esfumara y la gente pensara que me las ponía por necesidad. De todos modos seguía pareciendo mejor persona. Quizá la bufanda también colaboraba en la contrucción de esa imagen.
Tuve que hacer trasbordo, esta vez según entraba el tren se marchaba.
-Me cago en mi puta suerte-dije
La señora que caminaba delante de mi se dio la vuelta, vio a un tipo con gafas y siguió andando.
Un nuevo tren llegó, esperé sentado leyendo a Bukowski.
No fue dificil encontrar un sitio donde poner el culo. Ensayé una nueva postura, en el lado izquierdo del vagón, colocado en diagonal en dirección contraria a la marcha del tren, justo pegado a un saliente en donde dos vagones se juntan.
Seguí leyendo sin levantar la vista de las páginas.
Justo delante de mi un chico con una muñequera con la bandera de España miraba muy de cerca su reloj. Tenía unas gafas con unos cristales gordísimos y a pesar de ello parecía no ver un carajo aun teniendo el reloj a menos de un palmo de sus ojos, casi tocándolo con la punta de su nariz. Poco después, al pasar una página, noté que quizá tuviera algún retraso. No sé quien decidió llamar a ese tipo de personas asi. Aquel tipo llevaba las gafas por necesidad, el retrasado era yo que las llevaba por gusto.
Seguí leyendo. Chinaski estaba en San Luis.
En una parada el tren se llenó de gente y empezaba a ser incómodo. Tengo unas piernas largas y también tengo la manía de cruzarlas. Mis amigos siempre se sorprenden de que no me aplaste los huevos.
-¿Dónde coño los metes?
Las palabras no son suficientes para explicarselo y nunca han querido ver como lo hago sin pantalones.
Seguí leyendo. Chinaski estaba volviendo a Los Ángeles.
Sin levantar la vista atisbé dos enormes abrigos horrendos. Acompañados de una niña. Sabía que si levantaba la vista descubriría que eran señoras feas y gordas. Jugando conmigo, al pasar una página, decidí poner a prueba mi intuición.
No me equivocaba.
Dos señoras gordas y feas. El metro iba lleno y eso les obligaba a pegarse mucho a mi. Era desagradable, no sé muy bien por qué. La niña me pisó, pero no le dí importancia. ¿qué tendría? ¿9 años? En 9 años no se aprende en ir en metro. No levanté la mirada.
Sentía que una de las señoras, la más mayor, quería sentarse. Pero no tenía ninguna intención de ceder mi asiento. Había estado trabajando aguantando a pellejas pintadas hasta las cejas, pidiendo café como si fueran las reinas del mundo y hubiera que haberles rendido pleitesía. Directamente no me salía del culo. Estaba cansado.
La señora de mi izquierda no debía de estar muy cansada. Le cedió su asiento y la señora gorda y fea se sentó. Se dejó caer directamente sobre el asiento de plástico como diciendo "jódete cabrón de mierda, de mucha mierda". Me aprisionó, pudo reducir mi espacio como en 20 centímetros.
Con las piernas cruzadas, en diagonal, no tuve otra que cagarme en la puta. Esta vez, para mis adentros. Pero seguí leyendo.
La señora gorda y fea, con su amiga y la niña, se bajó en la siguiente parada. No recuerdo cual fue.
Poco a poco el vagón se fue vaciando.
La megafonía anunció mi parada. Guardé el libro y en el espacio de tiempo entre el anuncio y la llegada de facto a la estación vi al que estaba sentado delante de mi.
Me confirmé las sospechas.
Salí, me encendí un cigarro y llegue a casa.
Entre en el salón, dejé los trastos por donde pude.
Note que el suelo estaba pegagoso. Había fregado por la mañana. La culpa no podía ser del suelo, tenía que ser de mis botas. Me miré la suela por encima del hombro. Podía cruzar las piernas, pero no verme la suela por delante.
Ahí estaba el muy hijo de puta. Tenía un chicle en la suela de la bota.

jueves, 10 de marzo de 2011

En esta casa
la calefacción
empieza
a ser
prescindible.
Lo que me obliga
a pensarla
desnuda
asomada a la ventana
buscando aire
en las letras de abril(e).

martes, 8 de marzo de 2011

Naces cada dos por tres en el rabillo de mi ojo.
Asi que no digas que hoy es tu cumpleaños.
Estimado señor/señora.

Usted ha tomado ya una decisión; déjeme ahora mostrar mi disconformidad con ella. Soy un joven trabajador como el que más. No ha hecho nunca falta pedirme que diera la talla, pues siempre he pensado que los salarios los gana uno haciendo eso. He sido puntualísimo, he atendido a mi puesto de trabajo perfectamente arreglado y he atendido a los clientes con una sonrisa de oreja a oreja. Reconozco que mi carga horaria no era excesiva comparada con la del resto de mis compañeros, pero le aseguro que era la suficiente como para que, dado el caso, pudiera mandar al quinto infierno a cualquiera de esos clientes que pululan por los pasillos de sus centros comerciales creyendo que los señores y señoras que alli trabajamos somos máquinas y estamos ahí para satisfacer sus deseos.

Querido señor/señora, con su decisión no solo trastoca mis planes. Por fortuna tengo unos jefes lo suficientemente humanos, honrados y honestos como para trasladarme, buscar una solución y remover Roma con Santiago con tal de que uno de sus trabajadores no se quede en la calle. Unos jefes que ahora tienen que llevar una tienda que, si antes estaba escasa de personal, ahora lo va a estar más. Simplemente porque usted ha tomado la decisión de no dejarme trabajar más en sus centros. Una decisión que se rige por la lógica de un niño de cuatro años, pues se niega a dar una razón convincente para tal negativa. Pero por mucho que usted se niegue a dármela yo la sospecho. Y no la dice, porque es tan rematadamente infantil e insostenible que quedaría en el más bochornoso de los ridículos.

La suerte últimamente me sonríe bastante señor mío, y creo que no va a dejar de hacerlo nunca. Sólo espero conocer su nombre, para que el día de mañana, si tengo que ser yo el que contrate, me encuentre con un nieto o un hijo suyo y le pueda decir que su padre o abuelo no quiso que yo volviera a trabajar con ellos por una razón ridículísima. Pero también decirle que no se preocupe que, a pesar de todo, está contratado y empieza el lunes siguiente. Porque, por suerte para él, soy una persona de bien. Digna y honesta.

Nada más señor/señora, espero con ganas poder desdecirme de estas palabras que le escribo, sabiendo que nunca leerá, dada su reconsideración y enmienda de su error.

Un cordial saludo.

84205772

miércoles, 23 de febrero de 2011

de no ser por ella
mis plantas habrían muerto.

martes, 22 de febrero de 2011

Odio el eco de las canciones
que no caben por sumideros
de seis agujeros en forma
de haxagono
Odio las canciones
sobre tiroteos
Odio tener que esperar
para darme una ducha
por impagable que sea
verla desnuda
y aun mojada
Odio los paralelismos
Odio que no sea tú
para decirme lo que
quiero escuchar
Odio no ser tu
para dejarme mirarte
durante semanas
Odio no poder ser
la enésima
pero
primera
de las maravillas
que me quedan
por aprender

porque esa maravilla
es
la mejor
maravilla
de todas.

domingo, 20 de febrero de 2011

Solo me quiere mi banco
-es el único que me manda cartas-
pero creo que solo me quiere por mi dinero

sábado, 19 de febrero de 2011

Hay una sospecha viviendo en mi baño.
Las certezas se acurrucan en la cama.

miércoles, 16 de febrero de 2011

ya está disponible, 0:36

Si desea establecer ahora
la llamada, pulse
directamente la tecla
verde de su movil.

domingo, 13 de febrero de 2011

Viernes contra miércoles.
Y no 3 años de diferencia.

miércoles, 9 de febrero de 2011

2

martes, 8 de febrero de 2011

3

lunes, 7 de febrero de 2011

8420577210007114977710200013
4

domingo, 6 de febrero de 2011

5

sábado, 5 de febrero de 2011

Orcasitas tiene gracia.
Las alarmas antirrobo de los coches
se sincronizan con la música
que pongo.

(y ahora me voy que he tirado una colilla por la ventana y ha caído en unas hierbas secas)
6

viernes, 4 de febrero de 2011

7

martes, 1 de febrero de 2011

Te has debido de desmontar en la cama
y no debes encontrar
los dedos
o
las manos
para escribir.
Es lo que tiene
el arte kinético.

miércoles, 26 de enero de 2011

Puedes escribir lo que quieras.
Con el bolígrafo que quieras.
-los ciegos huelen las palabras
con las llemas de los dedos-
Pero si es importante,
no lo escribas a máquina,
ni con qwerty.

Cuidado con el plomo.

El olor del pilot es inconfundible,
y gusta a todo el mundo.

No importa cuanta gente lo lea.
Lo importante es que
en alguna parte
está escrito.
-Alguien
encontró las palabras
y,
por suerte,
algo con qué escribirlas-

lunes, 24 de enero de 2011

Las cocinas están rezumando vida.
Ahora
a las 7:57.
Y miles de personas
se están diciendo.
Lo de anoche
estuvo genial.

A ver
cuando vienes,
o me voy.

sábado, 22 de enero de 2011

Me he dado cuenta de que

un ordenador portátil
también puede calentarme

la cama.

Quizá le cambie el nombre
-dejará de ser Lil Newton-
y también le cambie

de sexo.

viernes, 21 de enero de 2011

Mover el azúcar del café con una cuchara sopera,
no hace el mismo ruido que hacerlo con una cucharilla.
Solo quien pueda entender esto
podrá entenderme ahora
y dentro de dos meses.

Puede que quien no lo entienda
no me haya entendido jamás.

Hoy la luz de la ventana es de obturador de 125 con diafragma de 11,5.
Es perfecta,
Como el nacimiento de una espiral
en el café
después de haber movido
una cuchara sopera
en un plano circular.
-Del plano
al espacio
y Plank
entremedias
sin saber que está molestando-
Creo que vivo en ese espacio ahora mismo,
en el vacío entre la causa
-mover en un plano-
y el efecto
-modificar el espacio-

Soy una ecuación.
Ella es la x.

Algún día viviremos en más sitios que en las pizarras.

jueves, 20 de enero de 2011

Recuerdo el día en que sacaste tu Moleskine en aquel bar tan frío. Y me fijé en aquel símbolo que hacías para separar todo lo que apuntabas en ella.

Cotidianidad Vol.2

miércoles, 19 de enero de 2011

Se levantó quemado. Tenía asco de su acento escocés en esa ciudad que lo más que admitía era acentó hindú. De modo que montó en su coche y decidió que esta vez no pararía en el paso de cebra de Abbey Road y arrollaría contra los turistas idiotas que estuvieran haciéndose la foto. Lo había decidido. Estaba cansado de la rutina de todos los días de tener que parar para ver a inútiles que probablemente no hubieran escuchado un disco de los Beatles hacerse una foto ignorando su presencia y su prisa por llegar al trabajo.
Arrollaría con todo.

Desde lejos ya distinguió 5 siluetas, cuatro andaban y una estaba en el centro sin moverse. Aceleró y en el instante que tarda un Rover 25 en ponerse a 40 millas por hora se desvanecieron las cinco figuras y dos jóvenes cruzaron hasta el medio del paso de cebra y se besaron durante el instante que un Rover 25 tarda en frenar hasta quedarse al borde de ejecutar un plan de venganza contra el mundo.


Aquel día en el trabajo, alguien con acento español le dijo que no perdiera nunca aquel acento escocés.

martes, 18 de enero de 2011

De nada sirve lavarse las manos
si después te las secas en una toalla sucia.
Por muy bonita que sea
y aunque la mancha de aceite que tiene
haga que parezca un Tapies.

Cotidianidad Vol.1
Me voy a ir yendo.
Que ya se me ha olvidado cuanto se tarda en ir desde mi casa a la uni.
Bukowsky hijo de puta
te estas paseando
por mi mesa
como si fuese tu pocilga.
Eres un cerdo Charles
un cerdo con ganas de joder
tengo que leer
mil cosas
por obligacion
y tu estás
en tu puto Comet de mierda
con una botella de vino
sabiendo que tarde
o temprano
te agarraré
por banda
y te abriré
para terminar chupándotela
aunque nos de asco
a los dos.
Podré estar así
5 años, y no pagaré
la deuda que tengo contigo
-bastardo cabrón-
Putero inútil,
para una cosa
que haces bien
en tu vida
te voy a tener que
estar agradecido
dos.
Ni el tiempo
ni el espacio
separarán tu mejor obra.
Unirnos.

sábado, 15 de enero de 2011

No me sale una puta línea.
Y sé de quien es la culpa.

martes, 11 de enero de 2011

Algo debemos de tener de tortugas
si al llover encogemos los hombros.

jueves, 6 de enero de 2011

From now onwards,
poems might be written in english.
From now onwards,
poems might not be written on paper.
From now onwards,
backs. Nude backs.
From now onwards,
these words are not a poem.

lunes, 3 de enero de 2011

Me gustan los chats.
Puedo hablar con la boca llena.