martes, 11 de diciembre de 2012

Gente que hablando
se retrata
y se dejan como un Ecce Homo.

Y después se maquillan
y se quedan hechas un cristo
de Borja.


Mierda solo me queda una bala
y la estaba gaurdando para mi pero...
Pero es que cada vez
que abres la boca
me la estás pidiendo
a gritos.

¡páyum!

Por fin,
silencio.

Mierda, con el miedo que le tengo a las alturas, al agua y a las avispas.

lunes, 10 de diciembre de 2012

Este disco me encanta
pero sé que no me hace bien,
que esa mezcla de pregunta retórica
y melodía tipo "hagamos como que no ha pasado nada"
es la causante de
este dolor de estómago.


No me puede afectar,
ya he pasado por algo así antes.

Pero es que el disco se llama
"If you're felling sinister"
Y mierda
que invitación tan bonita.

viernes, 7 de diciembre de 2012

"Me voy a por pasteles"
Y se fue como quien se va
a bajar el volumen de la tele
a la habitación de al lado
porque está hablando por teléfono
y no escucha
o no quiere esuchar.
"Sigue hablándome"
Y seguí escribiendo
como quien escucha la radio
mientras vigila
que el arroz no se pase
o no se corte la mayonesa.
Me gusta hablar solo
pero esto no es lo mismo
porque vas a estar 
de vuelta
más tarde o más temprano 
(quizá con la boca llena, 
la nariz pringada de merengue, 
paluegos en las muelas)

lunes, 3 de diciembre de 2012

"What I want is to be needed. What I need is to be indispensable to somebody. Who I need is somebody that will eat up all my free time, my ego, my attention. Somebody addicted to me. A mutual addiction"

Chuck Palahnuik "Choke"

sábado, 1 de diciembre de 2012

Volver a escuchar
canciones
que antes
no te cabían
ni por la puerta.

Por ejemplo.

martes, 13 de noviembre de 2012

La habitación tenía 4 paredes verdes.
Cuando te marchabas,
no venías,
o llegabas tarde,
se convertía
en una habitación de hospital.
Saqué tres libros de poesía
de la biblioteca de mi universidad
para que me ayudaras a leerlos,
separaras el grano de la paja.
O para sentir tu cabeza
en mi tripa
mientra leíamos tirados en la cama.
Nada.
Terminamos follando como lobos.
Otra clase de literatura.
Mi sono seduto
per terra
per ritrovarmi
con quello che ero.

Peut etre
como cuando entra la trompeta
en esa canción de Belle & Sebastian.
A mi no me cuesta nada imaginarme
como empezarán las cosas,
pero más allá del primer que tal
no sé que cojones puede pasar
-ponerse a llover,
que Judy se despierte
y diga que no ha soñado con caballos
sino con una conversación aburridísima
entre Leonard Cohen y
y Nikola Tesla-
Joder.
Ojalá Belle and Sebastian no tuvieran nada que ver con esto. 
Me alegraré,
pero será mentirá,
lo notarás
y será patético.


jueves, 1 de noviembre de 2012

Noviembre siempre empieza así.



miércoles, 31 de octubre de 2012

Esta es la entrada 1001 de este blog.
La 1000 es un borrador.

domingo, 21 de octubre de 2012

Y ahí estaba yo, con mi americana de tweed rodeado de punkis que pasaban de mi culo. Bailando Speedcore y Terrorcore a las seis de la mañana como si me fuera la vida en ello.

sábado, 20 de octubre de 2012

He olvidado en cual de tus piernas
estaba esa mancha con forma
de país por descubrir.
Me gustaría que supusiera
algún tipo de avance.

domingo, 14 de octubre de 2012

He ido al médico.
Me ha dicho que el pitido de mi oído
no es otra cosa
que la reverberación
de tus orgasmos.

jueves, 11 de octubre de 2012

Creo que nunca había pasado tanto tiempo
sin pisar la moqueta del suelo de un avión.
Jamás pensé que diría esto alguna vez
te echo de meos ryanair.

lunes, 8 de octubre de 2012

Yo no sé de puntos finales.
Como no sabía
de puntos y apartes
la máquina de escribir
de Bernhard.

sábado, 6 de octubre de 2012

Odio a las chicas
que huelen a tienda de ropa
y no trabajan en una.

viernes, 5 de octubre de 2012

También pagaría
todos los andares de Sophia Loren
o todas las lentillas
que no le hacían falta
a Elisabeth Taylor

jueves, 4 de octubre de 2012

Ahora,
borracho,
cuando no atino la amarilla con la roja
jugando al billar
-dans le port d'Amsterdam-
cojo y me cago en ti:
¡Me cago en ella!
-grito-
Y poco me queda para recostarme
sobre el tapete verde
y llorar
por haberme convertido
por fin
y como preveía hace tiempo
en un personaje
que bien podría aparecer
loco
rasgándose las vestiduras
en una canción
de Jacques Brel.

miércoles, 3 de octubre de 2012

Si las tuviera,
pagaría todas las caras de sopresa de Audrey Hepburn
por que ganaras
tu próxima batalla.

domingo, 9 de septiembre de 2012

Podría estar más triste
que un puré de patatas.
Pero no.

domingo, 2 de septiembre de 2012

Septiembre entra de golpe como el típico amigo que irrumpe en una fiesta haciendo gracias, cae mal a todo el mundo y se alimenta de la risa condescendiente de los demás.
Septiembre es ese mes que como una tía de pueblo, o un profesor de antaño, te agarra por el cuello, te arrastra hasta una esquina del salón más concurrido del mundo y te habla, como si necesitaras más que beber, el consejo que te está dando y que nunca le has pedido.

Pero tarde o temprano el amigo gracioso agarra desprevenidos a un par de incautos y no vuelve a dar guerra y el profesor o la tía del pueblo se han de sentar en la primera silla que ven empujados por la ley de la gavedad, la artrosis y el alcohol. Y entonces es cuando septiembre empieza a ser septiembre.

Desencantado porque el verano ha vuelto a incumplir la promesa de ser el verano de tu vida, septiembre, que siempre lleva una rebeca por si refresca, te encuentra en el sofá viendo la vuelta ciclista a españa, te pone una venda en los ojos y te manda donde quiere. Por regla general un sitio en el que no has estado nunca.

Y en el viaje te enseña fotos que tenías guardadas. Y te ves saliendo de casa hace unos años, camino del colegio, con el uniforme, bien peinado, sintiendo por primera vez el fresco de la mañana anunciándote el advenimiento de la rutina. O despidiéndote de una novia antes de coger un avión low cost. O, sin ir más lejos, te corta con el filo de la foto del último septiembre. En ella sales desnudo porque lo has dejado todo. Pero sales sonriendo.

A veces me pregunto por que no tomamos las uvas el uno de septiembre si en realidad es cuando siempre ha empezado todo de nuevo.

Por primera vez tengo miedo de que septiembre no llegue. O que si llega se haya olvidado donde me tiene que llevar este año. Porque todo apunta a que septiembre, en esta ocasión, se va a apoltronar conmigo en esta habitación y solo se va a dedicar a asentir con la cabeza a todas mis afirmaciones.

Y me sobra gente que ya hace eso.

martes, 21 de agosto de 2012

Aspirar ya no tiene sentido.
Han cerrado todos los tumblrs
con chicas desnudas que eran clavadas a ti.
Mi caligrafía nunca se parecerá
a la de todos los que usan
el alfabeto cirílico.
He tirado a la basura
todas las gafas que me regalaron
los periódicos con noticias de relleno.
Y asi,
de pequeños desastres naturales y antinaturales,
voy haciendo montañitas
que voy subiendo y bajando.
-a veces se parecen a tus pechos,
o los pechos de las chicas desnudas
de los tumblrs-
pero aspirar, esperar,
ya no lleva a ningún lado.
Ahora me conformo
con recorrer Italia en tandem contigo
y que tu vayas atrás
y hagas trampas
y no des pedales.

lunes, 6 de agosto de 2012

"Me he tirado por un puente"
Y alguien empezó a buscar uno
y me sentí como si hubiera saltado
sin cuerdas.
Ayer también gané yo.
-un golazo por la escuadra
a uno de esos porteros imbatibles-
El instinto,
y de esto me di cuenta hace nada,
me ha tenido como puta por rastrojo.
Incluso me ha llevado
a algún callejón sin salida
y me ha pegado una paliza
o me ha hecho llorar.
Ayer hice caso a la razón.
Callé esa voz que dice
"no te tires ni de una silla"
y obedecí a esa que afirma
"está todo más que controlado".
Un voto de confianza que dicen algunos.

Quizá era eso lo que estaba faltando.

viernes, 27 de julio de 2012

Tu nombre cercado de emes.
Decir que te echo de menos.
Redundancia.
Como mojar galletas príncipe
en el colacao.

lunes, 16 de julio de 2012

La espuma que nunca pisamos
marca en una playa en la que nunca estaremos
donde acaba la tierra
y donde empieza el mar
que aun no conocemos.
Única pista
de donde se empieza
a estar mojado.
Como la puerta
del ascensor de tu casa
que marca cuando
vuelvo a sentir
que la vida se me escapa
y aun está seca.

domingo, 8 de julio de 2012

Me voy a un río.
Y me doy miedo pensando en Virginia Woolf

miércoles, 4 de julio de 2012

Toda la noche soñando que viene.
o todas las noches que vengo soñando que viene.

Para el caso es lo mismo

miércoles, 27 de junio de 2012

Una noche llegas a casa
y descubres que el Estado
-tu Estado-
va a dejar de pagar
el sulfato de terbutalina
que te permite respirar
cuando la vida va a toda ostia.

Y como no quieres vivir frenando
piensas en cambiar de estado.

viernes, 22 de junio de 2012

Más tarde o más tarde todavía
termino llegando a este punto.

Cada vez sale menos de mis labios
eso de
"Dios como echaba de menos esto".
Sale su prima.
"Dios como echo de menos aquello".


Me voy.
A esperar que un boeing
siete
tres
siete
de la serie
ochocientos
me roce
y me rescate

jueves, 21 de junio de 2012

No me molesta pensar
que esta noche dormirás con alguien.
Me molesta más pensar
que te despertarás
a su lado.

miércoles, 20 de junio de 2012

¿qué vas a pedirte ser?
¿Mora?
¿Judía?
¿Cristiana?

domingo, 17 de junio de 2012

Llega Chopin
y empieza a abrir ventanas.


Pero el pájaro
solo canta con Tchaikovsky.

jueves, 14 de junio de 2012

El fútbol sirve
para darte cuenta
de que una abuela te enseñó a leer
y tú ayudaste a la otra
a que aprendiera a escribir.

Supongo que he de darle las gracias.

lunes, 11 de junio de 2012

Cuando me levanto
y bajo a la cocina
nunca hay una nota
que diga
"ya hice esto,
no te preocupes"
"Al volver
compra eso"
"No llegues tarde,
hay que ir a aquello".

Me gustaría no
encontrarla nunca,
porque quiero ser
el que se levante primero.

Entonces haría esas cosas.
Si, esas que se hacen
los dos primeros meses.
Como cambiar un marcapáginas
por un post-it con algo escrito
entre legañas
o escribir
en el espejo del baño
la lista de la compra.

Esas estupideces
que impiden que se den cuenta
de que me estoy quedando calvo,
que me crece por momentos
una barriga, que hace una semana
que no me afeito y que todas las
mañanas dejo el baño hecho un asco.

Rituales para mantener
viva a Linda en algún lugar
entre el espacio y el tiempo.

Ojalá tuviera a quien decirle
"tráete unas cervezas
cuando vuelvas del trabajo,
tengo nachos y queso
y una película de Katherine Hepburn
con Cary Grant"
o
"el perro te echa de menos
y yo también"

lunes, 4 de junio de 2012

Disparé
a los calendarios
y maté
al término medio.

domingo, 3 de junio de 2012

Hacía un año que no me miraba por dentro.
Y ahora soy de plata.

jueves, 31 de mayo de 2012

Queriendo entrar en tu atmósfera
me desintegré.
Por ir demasiado rápido.
Pero es imposible
no tener prisa
oyendo tu voz por radio.
Ahora estamos en órbita
el uno al rededor del otro.

miércoles, 30 de mayo de 2012

La unica mujer que amo
es negra.
Y es una mujer
porque la real academia lo ha decidido.
Es mucho más sencilla
que el resto de mujeres que he amado.
Pero no me lleva más lejos
por muchos pedales que dé.

viernes, 25 de mayo de 2012

Amontono las tazas
aqui al lado del portátil
y me pogo como excusa
que así huele la habitación
a café.
Pero en realidad
es para que se parezca
a la habitación
en la que me gustaría estar.

jueves, 24 de mayo de 2012

Como anduve siempre con prisa,
jugando con el reloj de arena
dándole la vuelta a placer
como hiciera con ella
entre mis brazos
en su cama,
una mañana me encontré aqui
sin saber cómo.
Tierra de por medio
-dijo el médico-
el mejor analgésico.
A la mañana siguiente,
habían pasado dos meses.
Y así me meto en la cama
sin saber que día será
la próxima vez que esta sed suya
me haga mirar el calendario
para ver cuanto queda
para verla
desde
lejos.
No me da miedo,
me perdieron la maleta con mis prisas
y llego
donde quiero
cuando quiero
con mi bici.

Las primaveras con pedigree
viven debajo de su casa
y seguro que la sacan a pasear.
Con lo que me gustaría pasear
la primavera intuída
que me estoy perdiendo.
Mientras la de mañana
no sea la última noche en la tierra,
todo bien.
Solo tengo que dormir
hasta la primavera siguiente
y confiar
en los mejores antídotos
para la tierra de por medio:
los aviones.


lunes, 21 de mayo de 2012

Seguimos siendo guapos,
seguimos hablando del futuro,
pero nos hemos dado cuenta
de que ya no somos tan jóvenes.
Y contrariamente a los miedos
que veníamos arrastrando
durante todo el camino,
nos está gustando
hacernos mayores.

Cuatro años.
Una licenciatura.
He cogido
22 aviones.

Uno ya puede disipar sospechas
y afirmar,
sin miedo,
que
le gustaría volver a empezar
porque la vida le está gustando.
Independientemente
de quien nos la llene
o nos la vacíe.
Independientemente
de cúantas veces
lo hagan.

Si miro a P
-que ahora mismo empuña
su mejor arma
y empieza a escribir también-
y la veo pura después de todo,
significa que lo que queda por venir
no puede ser sino maravilloso
y que lo que ha pasado
no podía haber sido mejor.

Futuro, ven.
Te presento a tu peor enemigo.

jueves, 17 de mayo de 2012

Llamémoslo astenia.
Culpémosla a ella
-a la astenia-
Es fácil
y difícil al mismo tiempo.

Hace años habría escrito
100 versos para decir como entra
la luz por esta ventana,
como "se aclara del jabón de las sábanas
en esta luz de mayo".
Y sin embargo ahora
solo tengo fuerzas para decir
"su ventana es bonita"
o
"ya es de día".

Me hubiera sacado el carnet
de manipulador de alimentos
para quitarla el sujetador.
Y estaría ansioso por
conocer los trucos y secretos
de todos los que tenga.

Habría abierto la libreta
habría gastado hojas y hojas
catalogando los ruidos
que hace en una sola noche
mientras duerme.

Tendría la manga llena de ases.

Pero no me apetece.

Sólo me queda escribir
sobre lo que habría hecho
hace unos años.
Y podría tirarme días,
hojas, cuadernos,
explicándome.

La gente pensaba que quería salir en los carteles de los autobuses.
Con cara de hipster sin cosquillas
cuando sólo quería acostarme
con la modelo
y mezclar sus libros con los míos
en la misma estantería.

lunes, 30 de abril de 2012

five...four...three ...two...one...one
two...three...four...five...
come in... come in... come in...
LISTEN...LISTEN! ...COME IN!
COME IN... COME IN... TALK TO ME!
TALK TO ME!... I AM HOT!... I AM HOT!
WHAT?... FORTYFIVE?... WHAT?...
FORTYFIVE?... FIFTY?...
YES...YES...YES... BREATHING...
BREATHING... OXYGEN...
OXYGEN... I AM HOT... (THIS)
ISN'T THIS DANGEROUS?... IT'S ALL...
ISN'T THIS DANGEROUS?... IT'S ALL...
YES...YES...YES... HOW IS THIS?
WHAT?... TALK TO ME!... HOW SHOULD I
TRANSMIT? YES...YES...YES...
WHAT? OUR TRANSMISSION BEGINS NOW...
FORTYONE... THIS WAY... OUR
TRANSMISSION BEGINS NOW...
FORTYONE... THIS WAY... OUR
TRANSMISSION BEGINS NOW...
FORTYONE... YES... I FEEL HOT...
I FEEL HOT... IT'S ALL... IT'S HOT...
I FEEL HOT... I FEEL HOT... I FEEL HOT...
... I CAN SEE A FLAME!... WHAT?...
I CAN SEE A FLAME!... I CAN SEE A
FLAME!...
I FEEL HOT... I FEEL HOT... THIRTYTWO...
THIRTYTWO... FORTYONE... FORTYONE AM I GOING TO CRASH?... YES...YES... I FEEL HOT!...
I FEEL HOT!... I WILL REENTER!... I WILL REENTER...
I AM LISTENING!... I FEEL HOT!...

domingo, 22 de abril de 2012

Ahí siguen los clavos
de mis estanterías,
las grapas
del poster de Kurt Cobain.
Los altramuces
se hacen respetar en el frigorífico.
Hay dos botes de mermelada
que alguien trajo
para la mejor ensalada del mundo.
Ahí siguen.
En los cristales
están escondidas
los versos
las palabras
más sinceras
-no por ello
las más bonitas-
Alivia que nadie limpie los cristales.
En el mueble bar
se ha hecho fuerte
una botella de brugal vacía
que se niega a ser desalojada.
No he pasado al baño,
para qué,
no quiero ver correr sumidero abajo
las canciones
que ya no puedo volver a escuchar.
¿Y este sofá?
¿Dónde esta mi sillón?
Que cojones,
que sucio,
que polvo,
que horrible el color
de esta alfombra nueva.
En la terraza se mueren las plantas
de hambre
de sed
y aburrimiento.
Seguro que nadie
habla con ellas.
Seguro que echan de menos
hasta el humo de mis Marlboro.
Y aquellos perfumes.
Banderas de países que no existen,
platos por fregar,
una televisión más grande
y en una esquina
las ganas que tenía
de follar en el ascensor.

miércoles, 18 de abril de 2012

En tres años
me preparaste un mundo

jueves, 12 de abril de 2012

À mon arrivée
j'ai trouvé
ma soeur
que buscándo su propio reflejo,
en las revistas de moda,
sigue pensando que al otro lado del teléfono
está su otra mitad.
Qué certeza.
Nunca llegaré
a estar tan seguro de algo
como ella.
C'est l'amour?
-me digo-
Peut être
-responde el aire-

Todo parece que empieza a quemar.

Las sillas queman,
el suelo que piso quema,
las teclas queman,
el perro quema,
el pueblo quema,
los besos en los e-mails queman.
Madrid está apunto de inmolarse,
y las salidas de emergencia están pintadas.
Mientras tanto,
la primavera estalla
debajo de mi ventana
sin causar
daños materiales
-y por ende-
sin salir en las noticias.
Hice bien en elegir
ser ignífugo.

Durante el vuelo de vuelta soñé
que me estaba marchando de casa.
Que salía de un aeropuerto
para después de dos horas
volver a aterrizar en el punto de partida.
Y me venían a buscar
a ayudar con la maleta.
También soñé
que la familia real
volvía a las andadas,
a jugar con armas de fuego,
y que de nuevo el olor de la pólvora,
ebrio como dos españoles en un opening de la Saatchi,
dirigía la nave de la historia.

À mon arrivée
j'ai trouvé des amis.
Ne s'est passé rien.


Por fin tengo bici.
Ya podré jugar a los carteros
que traen buenas noticias
cuando deje de llover.


¿y el futuro?
-pregunta la tele-
El futuro no es de nadie,
responde Dorian.

miércoles, 11 de abril de 2012

Esas piernas podrían no ser tuyas.
Esa letra podría no ser la mía.
Pero joder,
no hay duda,
esta es mi puta pared.

martes, 3 de abril de 2012

Ya no quedan mujeres
que me recuerden sin fumar.
He perdido la moleskine
con los teléfonos de cientos de putas
-decían que me esperarían sentadas
sobre sus maletas,
con las piernas abiertas-
y los mejores poemas del mundo
-que cabían entre dos omóplatos,
circunnavegaban cinturas,
lindaban con hombros-
Falta cambiar de número
y de marca de tabaco.


Hasta que me regalen una moleskine nueva
voy a recoger flores,
leer libros,
beber vinos franceses,
cervezas australianas,
y a buscar un pseudónimo.

Todo menos hacer casas para pájaros.

Y cuando llegue la moleskine,
entonces,
me olvidaré de los números
y la llenaré de poemas
aunque nunca vayan a caer
donde tienen que hacerlo.
Porque a nadie engaño.
Me duele más haber perdido
los mejores poemas del mundo
que los números de cientos de putas.

lunes, 19 de marzo de 2012

¿Y si aquí se acabara todo?
Si ya no hubiera más.
No más versos.
No más "ay como duele"
"ay que lejos"
"ay que bien"
"ay que se pare el tiempo".
¿quien iba a decir
"ay que pena"?
Si aqui doy la última puntada,
si corto el hilo de sutura,
si observo mi obra y digo
"no te va a quedar cicatriz".
¿que pasaría?
Nada.
Y eso es lo peor.
Bisturí.
Ras, ras.
Las cicatrices vuelven locas a las chicas.
Las heridas son inútiles,
pero su rastro es fértil.

Hablar de los accidentes de la piel
-pezones excluídos-
nunca dejará de ser cursi.

lunes, 5 de marzo de 2012

Mientras P
se vuelve a enamorar
yo vigilo los garbanzos
-Sé que no se saldrán
que ahí están bien-
porque hay que vigilarlos.
De las ventanas cuelgan
unas cortinas feísimas.
Nadie me ha preguntado.
Sigo mirando por la ventana.
Oigo voces al otro lado de la cocina.
Pienso
"solo un policía se podría enamorar
de una persona así".
Quizá lo pienso en alto.
Los garbanzos aplauden
mi ocurrencia
y ocupan la vitrocerámica.

sábado, 25 de febrero de 2012

Echo de menos la sensación de montar en bici de paquete.
El miedo de confiar tu integridad
al sentido del equilibrio
de un amigo,
la física
hecha
riesgo
y el riesgo
encarnizado
en unas rodillas raspadas.
El rojo de la mercromina,
el ocre del betadine,
el azul de las piscinas.
La bandera de los veranos
que desembocan en la puerta de los colegios
o en la puerta de embarque de un aeropuerto.
Y entonces confías tu integridad
a los años de academia
de un piloto,
la física
hecha
promesa,
y la promesa,
esperanza
de ser cumplida.

domingo, 19 de febrero de 2012

938.

Han transcurrido dos meses y algo desde la última vez que publiqué nada aqui.
 
Silencio. Ese era el concepto. El silencio esta vez era el único testimonio válido. No utilizado en el sentido de que quien calla otorga, sino en el sentido de que hasta la ausencia de algo reafirma la existencia de lo ausente. Que no haya algo, no implica que ese algo no exista. Es un juego de esencia y existencia. Lo posible y lo realizable. "Dasein" que dijo Heidegger. Los unicornios tienen esencia, pero no tienen existencia. Pues esto es algo parecido.
-Me siento asquerosamente torpe, repetitivo de formas, bizco de pitón derecho. Será que ayer me afeité-
Hay veces que el silencio, sin quererlo, dice más que todas las palabras. Lo que implica que nunca dejemos de estar emitiendo mensajes, señales, estímulos que inevitablemente son interpretados. Y las interpretaciones pueden ser muy variadas, pero solo hay unas pocas realmente correctas. Se ha de saber que yo mismo dudo que haya sido un silencio voluntario. Creo que no lo ha sido.
Si escribir es escribirse, como firmemente creo, sostengo, opino y mantengo, (pues no hay nada que reclame para sí más fidelidad que las palabras) no he podido hacerlo mejor. Lo cual ni es un problema, ni un castigo. Pero quizá lo que haya sucedido es que se me haya acabado el papel. Y con esta estúpida metáfora quiero decir que yo mismo me he dado cuenta de que me estaba escribiendo. Y aunque en forma estuviera manteniendo el tipo, en contenido estaba resultando redundante. Lo cual, supongo, me terminó cansando.
Por eso no he publicado nada, porque esa era precisamente la forma de escribirme. De decir a todos los que leen esto, "yo soy este" y de decir a los que saben leer entre líneas "yo soy más que lo que puede parecer que soy". Pero estos últimos dos meses no he sabido quien era, o he estado al menos descubriéndome o replanteándome quien soy, qué o quien quiero ser y quien he sido. Podría decir que me ha pasado más veces y estaría mintiendo. Pero disfrutar de este proceso me ha hecho abrir el portátil, y ponerme a escribir esta parrafada que parece que no tiene ni pies ni cabeza. Y tal vez no las tenga. Puede parecer ilógico, paradójico. Lo sé, pero francamente querida me importa un bledo.
En resumidas cuentas, y ahorrándome el poema de turno. Estoy aclarándome, amueblándome.

Y estoy quedando precioso.


Una mañana te despiertas
y te enteras de que han encontrado
muerta
a Whitney Houston.
Pero el tío que compuso la canción
con la que se enamoraron tus padres
sigue vivo.
Y respiras con alivio.