jueves, 30 de marzo de 2017

el camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
se hace mejor con John Coltrane
y obviando los baches de la gramática
-si hubiera
habría
tendría que
le diré
y desde el principio-
el camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
termina en el quebranto
solo si se quiere
-hoy
mañana Dios libra-
el camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
tiene un atajo
que lleva a una fiesta
en la que se celebra
lo que tu quieras:
los vinos
el sexo
las casualidades
las óperas por separado
la luz de su salón
el gesto de colocarse el pelo
los amigos en común
la premeditación
la alevosía
las alegrías
las soleas
y los tanguillos que nunca
la vi bailar
el camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
puede que se cruce
con mis calles favoritas
y discurra paralelo
al recorrido mínimo
entre su casa y la mía
pero es mera coincidencia
mera coincidencia
-me repito-
El camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
se inicia con la última imagen
quieres que sean las siete
coger la puerta e irte
pero son las tres
y duerme a tu lado
y le haces una foto mental
a su espalda
o alguna espina
del tipo
el camino al duelo
por lo que pudo haber sido
y no fue
se acaba aquí
después de un
mueroporquenomuero
santeresino
con un placer
tan vacío
y tan guay



lunes, 20 de marzo de 2017

Consigue que deje
de soñar despierto mirando bicis
que nunca me compraré.
No lo sabe
pero es más de lo que han conseguido muchas.

Y sin quitarse la ropa.

Mientras tanto,
atrapar con vida al escorpión
que te acaba de picar,
solo sirve
para saber cuánto tiempo de vida
te queda.

miércoles, 1 de marzo de 2017

Me despierto a su lado
me deja cuerpecito de viernes
aunque sea martes
y tierno como la mierda de pavo